¡El esfuerzo tiene premio!

Empaquetado solidarioLos esforzados miembros de la Esculta Eengonyama han obtenido una más que digna recompensa de sus tres semanas de trabajo como empaquetadores de regalos navideños en el centro comercial Marineda City. Fruto de un acuerdo y convenio con la gerencia de dicho centro instalaron un stand donde atendieron a centenares de clientes que, a cambio de un donativo, podían descargar en sus manos el tedioso trabajo de empaquetar los regalos que posteriormente entregarían bien Papa Noel o bien los Reyes Magos.
Nuestros queridos escultas, de 14 a 17 años, tienen un estupendo proyecto para este año, viajar juntos en tren este verano por la mitad norte de la península, a modo de interrail, visitando algunas ciudades tan emblemáticas como Oviedo, Donostia, Tarragona, Madrid o Lisboa, en las que además de conocer el patrimonio artístico y natural de su entorno también convivirán y compartirán experiencias con las escultas de grupos scouts de estas ciudades. Sin duda es un proyecto ambicioso y estimulante, pero evidentemente conlleva importantes costes y como scouts que son saben que no se puede “sablear” a los padres para hacer realidad sus sueños sino que deberán de obtener los recursos con su propio esfuerzo y dedicación.

hama cospeitoPara obtener los fondos necesarios ya se han puesto manos a la obra desde el comienzo de ronda con varias iniciativas, como la de elaborar llaveros y broches con hama beads de los cuales tienen ya tiene un buen stock a la espera de una buena oportunidad para comenzar con la venta. Pero la tarea (extrajob) más importante hasta ahora ha sido la de empaquetadores de regalos que comenzaron desde el día 18 de diciembre  y que se prorrogó hasta última hora del 5 de enero. Como la primera semana coincidía aún con las clases solo fueron por las tardes pero con la llegada de las vacaciones estos jóvenes, repartidos en turnos, cubrían doce horas diarias de presencia en el puesto de empaquetado. Esta intensa dedicación les llevó reducir su presencia en el campamento de Navidad y que las escultas que por diversos motivos no fueron al campamento tuvieran que cumplir en solitario con el compromiso de la Esculta como empaquetadores durante los días en que sus compañeros estaban en Cospeito, Lugo.

Fueron muchas las horas y muchos los días de trabajo, que también sirvieron para conocerse más y mejor al compartir los largos momentos de espera, que hubo muchos ya que los inicios fueron bastante duros, lográndose en alguno de los peores días apenas 2 euros de donativos después de doce horas consecutivas detrás del stand. Hay que destacar que pese a que fue imposible esquivar el desánimo fueron constantes y fieles cumplidores de su compromiso y allí permanecieron todos los días. Menos mal que había wifi gratis y con el tuenti mataban las horas muertas, aunque a veces en exceso … así que a veces aparecía un scouter que a grito de “incautobolo!” les requisaba el dispositivo para que centraran de nuevo su atención en la faena, porque aunque a veces los clientes no llegaban había que vencer la vergüenza e ir “a pescar” por los pasillos ofreciendo el servicio con una sonrisa.

empaquetando osoFinalmente el esfuerzo tuvo su premio, al acercarse las fechas más señaladas la recaudación se multiplicaba y fueron varios los días en que superaron el centenar de euros de donativos e incluso el último día, en el que extendieron su jornada 14 horas hasta la media noche, incluso superaron los 300 euros en una sola jornada. Sin duda al final el resultado ha sido bueno y ha valido la pena el tiempo y trabajo realizado que les acerca cada vez más a cumplir las metas de su proyecto ¡Enhorabuena!

Queda en el anecdotario del intenso último día alguna perla como la del paisano que después de muchos regalos empaquetados le preguntan:
– “y a este ¿que nombre le ponemos?”
– “¿que era?”
– “pues una chaqueta de cuero marrón”
– “mmm, una chaqueta … pues … eh … pues debe ser … ¡la que llevaba puesta!”

En resumidas cuentas, ha habido momentos buenos y otros no tanto, pero todos los que han pasado por allí, scouters incluidos, se llevan en la mochila un buen recuerdo … e incluso alguno también ¡una buena oferta de planes movistar! … ¡que hay quien aprovechó bien el tiempo!

4 comentarios
  1. Akela
    Akela Dice:

    ¡Y tanto que el esfuerzo tiene premio! Que sepáis que ayer por la noche me fui a casa muy contenta y con la satisfacción de veros trabajar sin rechistar ni una sola vez y con una sonrisa todo el tiempo. ¡Con esa actitud vais a llegar muy lejos!¡Enhorabuena, parrusquiños míos, os lo habéis ganado! 😉

    Responder
  2. Fran Pita
    Fran Pita Dice:

    que conste que quiero una chapa al esculta del año porque aun no empezamos a vender los hamma y ya vendí cuatro. by Fran :Pita.

    Responder

Trackbacks y pingbacks

  1. […] con tu ingenio y esfuerzo y con el tus compañeros y compañeras solidariamente. Bajo esta premisa empaquetaron regalos durante Navidad, crearon llaveros e imanes de nevera para vender, pusieron su juvenil fuerza al […]

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *